Skip to main content

En un hito trascendental para el desarrollo de la infraestructura peruana, GMF, la compañía especializada en mantenimiento de material rodante ferroviario de COMSA Corporación, ha sido seleccionada para llevar a cabo el mantenimiento integral de la primera línea de metro subterráneo en Perú. Este ambicioso proyecto, valorado en más de 250 millones de euros y con una duración de 25 años, implica la gestión y cuidado de la Línea 2 del Metro de Lima y Callao, marcando un paso crucial hacia la modernización del sistema de transporte en el país.

La Magnitud del Contrato y sus Ámbitos de Acción

El contrato adjudicado por la Sociedad Concesionaria Metro de Lima Línea 2 abarca tres áreas fundamentales: el mantenimiento del material rodante de pasajeros, el mantenimiento de vehículos auxiliares ferroviarios (VAF) y el mantenimiento de instalaciones. GMF desplegará su experiencia técnica y capacidad operativa para garantizar el funcionamiento eficiente y seguro de todos estos aspectos cruciales del sistema de transporte subterráneo.

Socios Estratégicos y Colaboradores Clave

La adjudicación del contrato se llevó a cabo en colaboración con socios estratégicos clave, incluyendo a las concesionarias Iridium (ACS) y Vialia (FCC), así como a las compañías italianas WeBuild Group, Ansaldo STS SPA y Ansaldo Breda SPA (ambas pertenecientes al grupo Hitachi), y la constructora peruana Cosapi. Además, la experiencia de Metro Madrid aportará conocimientos valiosos para garantizar estándares internacionales de calidad y eficiencia en la operación del metro.

Alcance del Mantenimiento Integral

El mantenimiento integral del material rodante de pasajeros abarcará desde el control diario de los trenes antes de iniciar el servicio comercial hasta el mantenimiento preventivo, predictivo y correctivo de las unidades de tren, siguiendo las indicaciones del fabricante. GMF asumirá la responsabilidad de realizar revisiones generales, limpiezas técnicas y otras tareas esenciales para garantizar la seguridad y el rendimiento óptimo del sistema.

Asimismo, el mantenimiento de los VAF, vehículos auxiliares fundamentales para la operación ferroviaria, será una tarea clave para GMF. Esto incluirá la planificación de mantenimiento, inspecciones regulares y reparaciones necesarias para garantizar su funcionalidad y contribuir a la eficiencia operativa del metro.

Por último, la empresa también se encargará del mantenimiento de las instalaciones necesarias para la ejecución del proyecto, asegurando la infraestructura física del metro esté en perfectas condiciones durante la duración del contrato.

Desembarco Exitoso en Lima y Proyecciones Futuras

GMF inició su presencia en Lima en diciembre del año pasado con una veintena de colaboradores, tanto expatriados como locales, para la primera fase del contrato. Esta fase, que se extenderá por cuatro años, verá el aumento de la plantilla a 85 colaboradores en la segunda etapa, coincidiendo con la puesta en funcionamiento de los 42 trenes que forman parte de la flota y de toda la infraestructura asociada a la Línea 2.

Un aspecto a destacar es el parque de vehículos auxiliares ferroviarios (VAF) destinado al proyecto, que consta de una decena de vehículos esenciales, como bateadoras, locomotoras, dresinas y vagonetas autopropulsadas. Estos vehículos desempeñarán un papel fundamental en el desarrollo eficiente y seguro del proyecto a lo largo de su ejecución.

Compromiso con la Comunidad y el Desarrollo Sostenible

La presencia de GMF en Lima no solo se limita a la ejecución técnica del contrato; la empresa también está comprometida con la comunidad local y el desarrollo sostenible. El aumento de la plantilla local es un testimonio de esta participación activa en la generación de empleo y la transferencia de conocimientos a nivel local.

Este proyecto no solo representa un avance en términos de infraestructura y movilidad en Perú, sino que también consolida la posición de GMF como líder en el mantenimiento de sistemas de transporte ferroviario a nivel internacional. La empresa espera contribuir significativamente a la calidad de vida de los ciudadanos de Lima y Callao, brindando un sistema de transporte subterráneo eficiente, seguro y sostenible durante las próximas décadas. La combinación de experiencia técnica, colaboración estratégica y compromiso con la comunidad posiciona a GMF como un socio clave en la evolución del transporte público en Perú.